Diciembre 08, 2022

Login to your account

Username *
Password *
Remember Me

Create an account

Fields marked with an asterisk (*) are required.
Name *
Username *
Password *
Verify password *
Email *
Verify email *
Captcha *
Reload Captcha

En el Museo de Topkapi Sarayi, en Estambul, se encuentra uno de los mayores misterios de la historia; el mapa de Piri Reis. Este documento, pintado sobre piel de gacela, posee enigmas que ni los expertos han logrado descifrar. 

En 1929, se descubrió en Estambul un misterioso mapa dibujado en 1513 por el cartógrafo otomano Piri Reis. A pesar de que, en un principio, parecía un documento común, su posterior análisis ha generado debates en todo el mundo ya que muestra las costas de América y una Antártida descongelada.

El misterioso mapa de Piris Reis

El mapa de Piri Reis es uno de los mapas más antiguos que muestra el continente americano. Se elaboró en 1513 y muestra las costas del oeste de Europa y África, así como las costas sudamericanas. 

Es un valioso documento histórico elaborado con la unión de 20 fuentes, entre las que destaca un mapa de Cristóbal Colón y con tiene datos geográficos de marinos europeos y musulmanes del siglo XVI. 

Su autor, cuyo nombre verdadero es Ahmed Muhiddin Piri, pero se le conoce mayormente como Piri Reis, ya que “reis” es el equivalente a capitán naval, fue un marino y cartógrafo que vivió en 1465 y 1553.

Según el propio marino, elaboró su obra a partir de otro mapa que obtuvo de un prisionero castellano que acompañó a Colón en sus viajes. Misteriosamente, Piri Reis aseguró que completó su mapa con información dada por “los antiguos reyes del mar”. 

Comenzó su edición en 1511 y lo finalizó en 1513, posiblemente. En 1517 lo presentó al sultán Solimán el Magnífico, quien lo recomenzó ascendiéndolo. En 1521, Piri Reis publicó un detallado atlas del Mar Mediterráneo que incluía un relato de las expediciones de “un astrónomo llamado Kolón, que partió en busca de la mítica Antillia y la descubrió”.

En un comienzo, se creía que el mapa era parte de El Libro de las Materias Marina, que se publicó por el otomano en 1521, recogiendo información del Mediterráneo. Pero al analizarlo, se comprobó que los trazos pertenecían a la parte más meridional de América, región sin descubrir para la fecha.

Teorías y enigmas

La teoría más común para explicar este enigma es que el célebre corsario, Kemal Reis, tío de Piri Reis, abordó un barco español en 1501 y capturó a uno de los tripulantes que había viajado en 1492 durante la primera expedición de América. 

Además del testimonio del marinero, el cartógrafo contaba con 4 mapas portugueses que encontró en el barco asaltado por su tío. Aun así, hay mucha información que Piri Reis no podía obtener de ninguna fuente colombina. El ejemplo más claro es su dibujo de la Antártida.

En el mapa, ésta parece perfectamente delimitada, pero sin nada de hielo. Se puede ver el perfil de la costa en dientes de sierra con el mismo contorno que tiene, actualmente, bajo el hielo glaciar. 

Según la teoría del deslizamiento polar de Charles Hapgood, muchos creen que lo hay en la parte inferior del mapa si es una representación de la Antártida, con las costas carentes de hielo y conectadas a Sudamérica. 

Podría tratarse de una representación prehistórica del continente, considerando que el descubrimiento de la Antártida data de 1820 y 1821. Sin embargo ¿Cómo es posible que Piri Reis tuviera una visión de el continente austral desprovisto de hielo? 

Una hipótesis sugiere que la fuente del cartógrafo proviene de civilizaciones antiguas, posiblemente desconocidas. Otros sugieren que son cartas del Imperio Chino, quienes estuvieron en América, 60 años antes de Colón, según el ex militar británico, Gavin Menzies. 

Aunque para los expertos tradicionales, lo más seguro es que se trate de una versión distorsionada de la costa sudamericana, bien centrada en la parte norte del continente o que abarcaría toda la costa de esta región del mundo. 

El misterio del mapa de Piri Reis sigue vigente aún en la actualidad, y los debates siguen igual de activos ¿Realmente se trató de la Antártida desprovista de hielo? Y de ser cierto… ¿Cómo la vio o quién le dio la información?

Por Erick Sumoza
Fuente: Código Oculto

El Salón de los Registros se plantea como una enigmática cámara secreta subterránea en las arenas de Egipto y que resguardaría los más antiguos conocimientos obtenidos por anteriores humanidades.
Se dice que el Salón de los Registros contiene la clave para comprender nuestra civilización y la verdadera historia de la humanidad.
La mitología nos dice que esta es una biblioteca enterrada en algún lugar de Egipto, y muchos creen que puede estar debajo de la enigmática Esfinge de Giza. El descubrimiento de una enorme biblioteca subterránea, realizado en 2008, podría cambiar para siempre la historia y los orígenes de la antigua civilización egipcia.

Conocimiento ancestral
Se dice que el Salón de los Registros ha conservado el conocimiento de los antiguos egipcios, documentado en rollos de papiro antiguos, y se cree que cuenta la historia del continente perdido de Atlántida, así como su ubicación. El Salón de los Registros de Egipto es tan importante como la Gran Biblioteca de Alejandría, que almacena el conocimiento griego.
Aunque los investigadores convencionales han afirmado firmemente que no hay evidencia que sugiera que el Salón de los Registros existió, académicos como Robert Schoch y Thomas Dobek, así como otros, creen que se puede encontrar bajo la Esfinge.
En el libro The Sphinx’s Knowledge, Graham Hancock y Robert Boval argumentan que el gobierno egipcio, junto con los arqueólogos estadounidenses, han bloqueado cualquier exploración bajo la Esfinge, impidiendo que nadie se entere de la Esfinge.
Mientras que aquellos que creen que el Salón de los Registros existe y fue construido por la antigua civilización egipcia, hay otros que piensan que el Salón existió pero no fue construido por los antiguos egipcios sino por una civilización mucho más antigua que precedió al antiguo Egipto.
Pero, ¿no estaba el Salón de los Registros bajo la Esfinge? ¿No hay realmente una enorme biblioteca subterránea en algún lugar de Egipto?

Biblioteca subterránea
Una enorme biblioteca subterránea fue descubierta en Egipto. Puede considerarse fácilmente uno de los mayores descubrimientos del antiguo Egipto, pero pocos son conscientes de su existencia. Es un descubrimiento que puede considerarse uno de los hallazgos más importantes del siglo, pero por algunas razones desconocidas, la mayoría de los científicos convencionales, junto con los investigadores egipcios, se esfuerzan por mantener a todos alejados de él.

 

 

¿El Salón de los Registros ha sido finalmente encontrado? ¿Podría ser este el Salón de los Registros perdido hace mucho tiempo? Curiosamente, Herodoto y Estrabón mencionan la existencia de una «biblioteca subterránea», que tuvieron el placer de visitar y describir junto al legendario laberinto antes de desaparecer de la historia.
Entre los primeros en mencionar su existencia estaba Herodoto:

“Esto es lo que realmente vi: una creación indescriptible. Porque si uno reúne los edificios de los griegos y muestra su habilidad, parecerán insignificantes, tanto en esfuerzo como en costo, frente a este laberinto… Incluso las pirámides son indescriptibles, y cada una es igual a muchas de las creaciones del Griegos. Pero el laberinto es superior incluso a las pirámides”. – Herodoto, Historias, Libro II , 148.

Según Heródoto, en el siglo IV a. C.:

“El laberinto estaba justo encima del lago Moiris y casi enfrente de lo que se llama la Ciudad de los Cocodrilos” – (‘Historias’, Libro II , 148).

Basado en descripciones de textos antiguos, como los de Herodoto y otros que visitaron el laberinto mágico en el pasado distante, un erudito jesuita alemán llamado Athanasius Kircher creó la primera reproducción pintoresca del enigmático laberinto, tal como lo describió Herodoto: Tiene doce patios cubiertos, con puertas enfrentadas, seis al norte y seis al sur, unidas entre sí, y el mismo muro los encierra a todos en el exterior; y hay dos clases de cámaras en ella, una debajo de la tierra y la otra encima de estas, tres mil en total, de cada mil quinientos. Vimos el conjunto de cámaras anterior…
La increíble biblioteca subterránea podría haber sido fácilmente la sala de registros mencionada. Descubierto en 2008 por un grupo de arqueólogos belgas y egipcios, el templo subterráneo está compuesto por más de 3.000 habitaciones llenas de increíbles jeroglíficos y dibujos, el enigmático complejo subterráneo está a menos de 100 kilómetros de El Cairo en Havara, no lejos de la pirámide de Amenemhat III.

Indicios de su existencia
A los pies de la Esfinge de Giza, supuestamente, se encuentra el Salón de los Registros, cámara donde se supone que se guardan pruebas de la existencia de una civilización anterior a la faraónica y muy avanzada, vinculada con la Atlántida.
En el año 1924, el Dr. John Kinnaman y el egiptólogo Flinders Petrie, relataron que se introdujeron en un túnel, localizado al sur de la Gran Pirámide, el cual les llevo a un recinto, situado a gran profundidad, donde observaron unas máquinas desconocidas junto con prismas de cristal.
El día 29 de octubre del año 1.933, Edgar Cayce que según afirman tenia dotes de clarividencia y percepciones extrasensoriales, a la edad de 23 años experimentó algo extraño, tras lo cual se refirió al Salón de los Registros:

“Allí dentro se encuentra una Biblioteca (llamada también el Salón de los Registros) que custodia el registro de los acontecimientos transcurridos en la Atlántida desde los tiempos en que la Esfinge fue edificada, así como los logros de su portentosa civilización. También alberga un registro de los contactos que esta mítica civilización tuvo con otras naciones, así como la crónica de la destrucción del mítico continente y los cambios que se produjeron en el mundo como consecuencia. La biblioteca guarda registros de cómo se construyó la gran pirámide de Keops, que junto con la Esfinge no son más que copias de objetos ya existentes en la Atlántida, ahora sumergida. Pero la Atlántida resurgirá de nuevo del fondo de los océanos. La Esfinge ha sido desde su construcción, el centinela que guarda el secreto y el acceso a la biblioteca, a la cual nadie tendrá acceso hasta que llegue el tiempo adecuado”.

¿Encubrimiento?
Este increíble descubrimiento es mantenido en secreto por la sociedad en circunstancias misteriosas. Los resultados de la expedición se publicaron brevemente en 2008 en la revista científica NRIAG y los resultados del estudio se publicaron en una conferencia pública en la Ghent University. Estuvieron presentes los medios belgas. Sin embargo, el hallazgo fue rápidamente suprimido ya que el Secretario General del Consejo Supremo de Antigüedades (Egipto) canceló todas las comunicaciones posteriores sobre el descubrimiento debido a las sanciones a la seguridad nacional.
En 2010, De Cordier lanzó un sitio web, the Egyptian Maze, para que el descubrimiento sea accesible en todo el mundo. Aunque los investigadores confirman la existencia del complejo subterráneo, se deben realizar grandes excavaciones en el futuro para investigar el increíble hallazgo. Se cree que los tesoros del Laberinto Subterráneo podrían contener las respuestas a innumerables misterios históricos y la antigua civilización egipcia.
¿Es este el Salón de los Registros perdido hace mucho tiempo? Además, ¿es de suma importancia que el gobierno rechace futuras exploraciones y excavaciones? Curiosamente, el descubrimiento de la misteriosa biblioteca subterránea parecía coincidir perfectamente con las historias del mítico Salón de los Registros.

Para muchos investigadores existió un periodo en la historia del antiguo Egipto que se caracterizó por surgir del caos primigenio y de la manera como los dioses gobernaban la tierra, a este periodo se le conoció como el Zep Tepi. Para otros menos crédulos el Zep Tepi se trata de solo un relato mitológico de los muchos que hablan de la creación del antiguo Egipto.

En los textos de las pirámides, en los decorados de las paredes, en escritos que se han hallado en distintos monumentos egipcios, se puede encontrar una buena parte de registros de la historia que narra la mitología de la creación del antiguo Egipto. Curiosamente en casi todos estos textos hay una descripción de un periodo de ausencia al cual se la ha denominado Zep Tepi.

Para muchos investigadores como el caso de Armando Mei, este periodo histórico tiene su fecha determinada, se remonta al 36.420 a.C., además que consideran que uno de los documentos más importantes, el papiro de Turín o papiro de los reyes, cuya fecha es de la dinastía XIX de Egipto, se encuentran la lista de unificación de soberanía del Alto y Bajo Egipto. La lista de los reyes semidivinos y divinos del periodo previo a la dinastía egipcia.

De acuerdo un estudio realizado, los científicos consideran que sacando el cálculo de la información descifrada y obtenida del papiro de Turín, se obtiene el periodo inicial el cual se llama el reino de Ptah ,de quien se dice que es el creador y primer gobernante del antiguo Egipto en una fecha de 39.000 años atrás.

El mismo documento describe, un momento en el cual los dioses principales reinaron en Egipto en un tiempo de 20.000 años, luego llegaron los semidioses a los que se les llamo “seguidores de Horus”. Posteriormente los humanos mortales llegaron al trono de Egipto, los mortales humanos gobernaron Egipto cercano al cuarto milenio a.C. que son las dinastías de los faraones que hoy en día conocemos.

Que quiere decir toda esta información acerca del Zep Tepi

De acuerdo a los investigadores tradicionales, toda esta información se trata simplemente de mito, y nada de lo que dice ahí ocurrió, ya que ellos afirman que todo lo que se describe es imposible porque entra en contradicción con las creencias que dominan. La egiptología y la historiografía oficial dicen que la etapa pre-dinástica es considerada mito, sin valor histórico.

En contradicción a estas informaciones algunos investigadores creen que hay más de esto. El científico de origen italiano Armando Mei, ha dedicado su vida al estudio del Egipto pre-dinástico.

Para el año 2005 Mei hizo una investigación en la meseta de Guiza que concluyo con la teoría de la datación histórica de Zep Tepi, la cual la presento en la Conferencia Internacional de Ciencias de la Antigüedad, la cual se celebró en Dubái en la Universidad de Zayed.

El investigador Mei dijo que los investigadores proponían varias teorías, sobre los monumentos de Guiza, del cual sacaron varias hipótesis en cuanto a la función de los monumentos, las técnicas que se utilizaron para construirlas.

Si vemos la academia de la egiptología ha contribuido grandemente a que comprendamos acerca de una civilización única e incomparable, que desarrollo tecnologías inconcebibles y que tuvo un desarrollo social, artístico, científico incomparable, solo que hasta ahora no hay explicación para que entendamos como los antiguos egipcios pudieron lograr todas estos avances increíbles hace miles de años.

Armando Mei afirma, que una de las teorías más relevantes de los últimos 20 años científicamente hablando, ha sido la propuesta de Robert Bauval que se conoce como la teoría de la correlación de Orión, las pirámides de Guiza son la proyección en la tierra de Orión. El cinturón de Orión se pudo observar en cielo egipcio en 10.450 a. C. No obstante al rechazo de esta teoría al principio por la academia egipcia, permitió nuevos métodos investigativos que de algún modo explicaron los misterios relacionados con el periodo predinástico.

Mei trabajando a la par con Nico Moretto han desarrollado un análisis de la correlación astronómica con la aplicación de un método matemático en las pirámides de Guiza.
Estos investigadores creen que la antigua civilización egipcia, tuvo su origen en el año 36.900 a. C. dando un valor histórico a lo descrito de Zep Tepi en el papiro de Turín.